Publicado 04 mayo 2021 | Industria Turística

Parques Vicente Pérez Rosales y Cerro Castillo se integran a estándar internacional de conservación

Conaf confirmó que ambos parques nacionales correspondientes a la Región de los Lagos y la Región de Aysén, respectivamente, se incorporarán a la Lista Verde de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).
Fotografía paisaje Parque Nacional Cerro Castilllo

Los parques Vicente Pérez Rosales, de la Región de Los Lagos, y Cerro Castillo, perteneciente a la Región de Aysén, serán parte de la Lista Verde de Áreas Protegidas y Conservadas en la UICN, el cual es sinónimo de estándar mundial de gobernanza, diseño y planificación de áreas protegidas para alcanzar resultados exitosos de conservación.

La iniciativa, pionera tanto en Chile como en el Cono Sur, fue formalizada en reunión con representantes de la UICN y la participación de The Pew Charitable Trusts y el Programa Austral Patagonia de la Universidad Austral de Chile, socios fundamentales para la ejecución del proceso, junto a la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

Este instrumento tiene como objetivo perfeccionar la gestión de las áreas protegidas para lograr resultados efectivos en la conservación de la naturaleza, con lo que se espera impulsar el turismo del futuro con foco en la conservación de territorios y áreas protegidas.

¿Qué significa ser parte de esta lista? La directora nacional de Sernatur, Andrea Wolleter, explica que “integrar este prestigioso listado implica que se está trabajando con rigurosidad y profesionalismo en la gestión de áreas protegidas, cumpliendo con criterios objetivos, transparentes y con estándares. Esto nos tiene muy muy orgullosos, pues dos de nuestros parques nacionales son reconocidos por esta iniciativa de conservación de la naturaleza a nivel internacional y, por otro lado, refuerza el compromiso y liderazgo de nuestro país en materias de conservación y áreas protegidas”.

Otro punto relevante de esta iniciativa es que también se centra en asistir a los gobiernos nacionales y a organismos relacionados a la conservación, cumpliendo así metas globales con el fin de preservar la naturaleza. Un ejemplo de esto es lo que se ve reflejado en las Metas Aichi, específicamente la que se refiere a que se conserven mediante sistemas de áreas protegidas, en un 10% las zonas terrestres y de aguas continentales y, al menos, en un 17% zonas marinas y costeras.

Finalmente, en cifras generales, desde el año 2017 hasta la actualidad, se han creado seis parques nacionales, sumando casi 3,8 millones de hectáreas al Servicio Nacional de Áreas protegidas (SNASPE). Además, sobre el 40% del mar y más del 21% de la tierra perteneciente a nuestro país son parte de alguna figura de conservación, lo que posiciona a Chile como un actor relevante en la materia y que avanza sustancialmente en el cumplimiento de las metas internacionales del Convenio por la Diversidad Biológica (CBD) – Aichi.